domingo, 12 de febrero de 2012

Lluvia


Corre por las calles de la ciudad sin importarle que del cielo lágrimas de dolor caigan, empapándola. Sus mejillas estaban manchadas de tinta azabache que en un afán de mezclarse con las gotas de lluvia, desplegaron sus alas y volaron desde sus pestañas hasta sus pálidas y suaves mejillas.  Su ropa mojada, ya grande de por si, la hacían parecer más pequeña y frágil de lo que realmente era.
 No le importaba que la gente la mirase como a una desquiciada, ni tampoco le importaba chocarse con todo aquel ser u objeto que encontrase a su paso. Ella solo quería dejar de sentir ese dolor que le trituraba el corazón y que le ponía un cubito de hielo en la garganta que le impedía respirar con normalidad. Solo quería dejar atrás esa vida de superficialidad y de materialismo que estaba llevando al mundo al abismo. Quería dejar atrás a esas personas falsas que se movían tan solo por interés y quería dejarlo atrás a él. A él que había jugado con sus sentimientos cual vil villano. A él que había sido capaz de cambiar todo ese sentimiento puro e inocente por un sentimiento de poder; de poder masculino. A él por haberse creído superior a ella y aún peor, con derecho sobre ella.

Porque nadie tiene derecho sobre nadie. Porque ninguna persona es un objeto con un precio para que se pueda comprar o vender. Porque… todos somos iguales. Pero, ¿todos son conscientes de ello? 
Reacciones:

14 comentarios:

  1. Dios...es precioso, es alucinante lo bien que escribes! Me siento super identificada porque he tenido miles de días en los que me he sentido así. Te sigo, me ha encantado tu blog.
    Pásate por el mío si tienes un ratito!
    you-cant-control-yourself.blogspot.com

    un besito

    ResponderEliminar
  2. Que bien que escribis, me encanto esta entrada y tu blog tambien.
    Ya te estoy siguiendo :D pasate por mis blogs, cuando quieras :D
    Un beso grande! :D

    ResponderEliminar
  3. Ufff, tanta razón en un solo texto, y la respuesta supongo que es no, no todos son cocientes de que todas las personas valen lo mismo.
    Me encanto, un beso!

    ResponderEliminar
  4. Me gusta mucho!!!

    Somos libres, ahora tan sólo tenemos que demostrarlo.

    Besos!

    ResponderEliminar
  5. Yo creo que no, que no son consciente de ello y ese es el problema :/ Muy buena entrada, un besote !

    ResponderEliminar
  6. ¡Tienes un blog increíble! Y las entradas que he leido me han gustado todas! *-*
    Lo haces genial :$

    ResponderEliminar
  7. Nunca pero nunca son conscientes de lo que hacen, y si lo son puede que les guste lastimar a las personas.
    Un beso grande!

    ResponderEliminar
  8. Me gusto mucho, en especial la ultima parte !!
    Hermoso blog como siempre C:

    ResponderEliminar
  9. Es una pena que a pesar de todo -de palabras como la tuyas- muchos sigan(mos) cayendo en el error que supone creernos inferiores, pequeños, para acabar en las garras de personas como... él.

    Bonitas palabras Coco.

    ResponderEliminar
  10. Me encanta como describes las cosas, parece que esté viendo a la chica en la calle por mi ventana ahora mismo. Pero creo que no, no todos se dan cuenta de que no puedes apoderarte de una persona...
    Como siempre me ha encantado pasarme por aquí, un besazo cielo <3

    ResponderEliminar
  11. Guau lo que has escrito para describir las lágrimas es tan genial! Yo también huiría de esa gente tan falsa y de alguien que me trata como si fuera inferior. Besos ♥

    ResponderEliminar
  12. Somos libres y si alguien nos priva de ello , ese alguien es el loco de la historia , queremos volar , levantar las alas y poder planear por el cielo , me encanto un besito

    ResponderEliminar

Estaré encantada de leer todo lo que quieras decirme, siempre y cuando sea desde el respeto :)